martes, noviembre 13, 2012

Homenaje a Julio Raggio, mi profesor de canto


Desde los 20 a los 34 años estudié canto todas las semanas con un profe: Julio Raggio. Tenía un humor bárbaro, tocaba el piano exquisitamente y cantar con él era un placer. Me mostró un montón de obras maravillosas y me enseñó a cantarlas. Aprendí la pronunciación del alemán, francés e inglés al cantar. Compartí mil tardes de te con miel haciendo esfuerzos por llegar a un la y un si, siempre alentada por él en todos mis proyectos, del pop al romanticismo clásico. También podía ser un cascarrabias a veces. Era grandote y con un vozarrón increíble, y nos queríamos. Por cinco años no lo ví, cuando empecé a tomar clases con otra profe, pensé que se iba a enojar y nunca tuvo e mail para escribirle...Ayer lo busqué en la red, y me enteré que falleció. Siento mucho no haber podido decirle lo importante que fue para mí. Este es mi homenaje al querido profe Julio. ¡Gracias, gracias por haber estado conmigo con tanto cariño y buenos consejos, te quiero julio, que estés cantando feliz con todos los músicos que admirás!


Acá hay links que hablan de él también
de su alumno Javier: http://conmentiraspiadosas.blogspot.com.ar/2012/07/la-muerte-es-un-descanso-y-no-un.html?showComment=1352820410660#c6613413377980819796

De la escuela EMBA 

https://www.facebook.com/notes/emba-escuela-de-m%C3%BAsica/chau-julio/10150921668041537

3 comentarios:

Maria Cristina Alvarez dijo...

Hola! recién encuentro este blog. Fui alumna de piano de Julio en los años `80. Qué emoción! Durante muchos años lo busqué en la web y nunca encontré nada que me llevara a él. Y cada tanto volvía a buscarlo con la ilusión de encontrar algo suyo. Cuándo falleció? Él me preparó para volver a la música, ya que había estudiado piano muchos años de chica. Con él estudié e ingresé al conservatorio Manuel de Falla. Me dio vuelta la cabeza su forma de entender la música, su forma de enseñar, era magnífico! un divino maestro!! Usaba la técnica de Fedora Aberastury. Revolucionó mi forma de tocar el piano. Qué lindo encontrar esto! Gracias por compartirlo!!

Maria Cristina Alvarez dijo...

Recuerdo que para un día del maestro le había cosido yo un delantal de cocinero, y se lo había teñido con la técnica de batik, era verde oscuro y tenía una gran clave de sol en la panza! Lo quise mucho!

Isol Misenta dijo...

Qué lindo que también haya hecho marca en tu vida, María Cristina! Se lo extraña! Saludos!